ADIF confirma la expansión de las ferrolineras

Hace unos ocho años se presentó un innovador sistema de recarga para coches eléctricos que aprovechaba la energía generada durante la frenada de los trenes para alimentar unos puntos de carga situados en los aparcamientos de las estaciones. Esta tecnología denominada como "ferrolinera", patentada por la empresa pública española ADIF (Administrador de Infraestructuras Ferroviarias), consiste en el almacenamiento en condensadores y baterías de la energía de frenado de los trenes que están conectados a las catenarias para utilizarse posteriormente por vehículos eléctricos, algo que permite aprovechar una energía que hasta ahora es desperdiciada por unas resistencias. Cada estación puede producir unos 180 kWh por día solamente con la energía de las frenadas.
ADIF ha confirmado la decisión de comenzar los estudios para extender este sistema que de momento cuenta con dos estaciones de carga rápida, una situada en Málaga (ya operativa), y la otra en Santander (se conectará muy pronto).
El proyecto presenta un importante potencial de desarrollo e implantación que contribuirá a impulsar el uso del vehículo eléctrico y la mejora de la sostenibilidad medioambiental, con la posibilidad de instalar 1.500 puntos de carga en los 13.000 km de extensión de la red ferroviaria.
Para reforzar aun más la sostenibilidad en el transporte, a partir del 6 de abril de 2020 (Madrid-Barcelona) se estrenará el AVLO, un AVE que permitirá sustituir al avión gracias a su bajo coste (entre 10 y 60 euros). Además, al remplazar los vagones de cafetería y preferentes por unos con mayor número de asientos, permitirá mejorar el ratio de pasajeros por tren. Así mientras dejemos cargando el coche en la ferrolinera podremos desplazarnos en un tren ecológico.

ferrolineraAvlo
siguenos en Twitter siguenos en facebook