Nuevo Skoda Superb iV, híbrido enchufable con 55 km de autonomía eléctrica

El nuevo Skoda Superb iV es una actualización del actual Superb en versión híbrida enchufable. Las versiones híbridas enchufables Skoda se denominan a partir de ahora como iV.
Las dimensiones de la carrocería son prácticamente idénticas a las del modelo anterior, aunque con un nuevo diseño del paragolpes delantero que es 8 mm más largo.
Los Superb iV tienen un maletero 140 litros más pequeño debido al volumen que ocupa la batería del sistema híbrido (485 l berlina y 510 l familiar).
Tiene un diseño ligeramente renovado, los faros cambian ligeramente de forma y ahora realizan todas sus funciones mediante ledes, la parrilla es más grande con láminas dobles, nuevas llantas de 18 y 19 pulgadas. Por primera vez en un Skoda, las ópticas son Full LED Matrix, con funciones como el control del haz adaptativo, intermitentes dinámicos y una animación de bienvenida y despedida. Los LED tienen varios módulos que se encienden o apagan de manera independiente para dar la mayor cantidad de luz posible sin deslumbrar a otros usuarios de la vía. Actúan según a la información que reciben de una cámara situada en la parte superior del parabrisas. Junto con estos faros, también es posible equipar unos pilotos cuyos intermitentes se encienden de manera secuencial en el sentido del giro.
En el habitáculo los cambios son sutiles y se limitan a unas nuevas molduras decorativas para el salpicadero y las puertas y nuevos tapizados con costuras en contraste.
La instrumentación, como en el Superb anterior, puede ser de dos tipos, una convencional con dos indicadores de agujas y una pequeña pantalla central a color y otra Virtual Cockpit con una pantalla de 10,25 pulgadas.
Entre los asistentes a la conducción que equipa están: "Predictive Cruise Control", un programador activo de velocidad que ajusta la velocidad del vehículo a la máxima permitida de la vía con la información recogida por la cámara del parabrisas y la del sistema de navegación; frenada de emergencia en ciudad con reconocimiento de peatones; detector de ángulo muerto; cambio involuntario de carril; aparcamiento semiautomático.
El Superb iV combina una mecánica híbrida de un motor de gasolina 1.4 de 156 CV con un motor eléctrico de 85 kW (114 CV). La caja de cambios es automática de doble embrague y seis velocidades.
La batería tiene 13 kWh de capacidad, y va ubicada en el piso por delante del eje trasero.
La autonomía homologada en ciclo WLTP en modo eléctrico es de 55 km.
La recarga completa de la batería tarda 3,5 horas si se usa una instalación de 3,6 kW de potencia.
Tiene tres modos de conducción: Sport mode, da las máximas prestaciones del sistema híbrido; E-mode, el vehículo funciona en modo 100% eléctrico; HYBRID mode, el vehículo gestiona automáticamente la actuación de ambos motores.
También hay la opción de mantener la carga de la batería a un nivel determinado cuando estamos en vía interurbana para usar la máxima capacidad posible al circular en una ciudad.
Su comercialización se iniciará a comienzos de 2020. El precio de partida del acabado básico Finish Business es de 39.950 euros. Los acabados intermedios Style y Sportline, tienen unos precios de 43.350 y 46.450 euros respectivamente. La versión tope de gama Laurin & Klement, montará todos los elementos opcionales posibles y que tendrá un coste de 50.350 euros.

Skoda Superb iV híbrido enchufableSkoda Superb iV híbrido enchufableSkoda Superb iV híbrido enchufable
siguenos en Twitter siguenos en facebook