Actualización Tesla Model S y Model X (2019), motores más eficientes, nuevas suspensiones y mayor autonomía

Tesla anuncia la entrada en producción de los renovados Model S y Model X, que han recibido varias actualizaciones para ponerse al día.
El principal cambio que experimentan estos modelos es la llegada de un nuevo motor eléctrico más potente (sobre todo mejora la aceleración) y mucho más eficiente (93% de eficiencia). Esta nueva unidad propulsora mejora su eficiencia al emplear la tecnología de motor síncrono de imán permanente de baja reluctancia (resistencia que un componente eléctrico ofrece al paso de un flujo magnético), un nuevo diseño de engranajes y lubricación en la unidad de transmisión para una menor fricción, y un mejor control de la temperatura al circular usando carburo de silicio en la electrónica de la unidad principal.
Estas mejoras del motor permiten aumentar la autonomía hasta un 10%, con lo que ahora la autonomía de la versión Long Range del Model S llega a los 595 km y la del Model X sube hasta los 523 km por carga, los dos bajo el realista ciclo de homologación americano EPA.
Las versiones Long Range conservan las actuales baterías de 100 kWh, pero tiene una mejor gestión en la entrega de energía. Se vuelve a ofrecer una variante más económica Standard Range con la misma batería pero capada electrónicamente su capacidad (459 km Model S, 402 km Model X).
La potencia de carga se ha aumentado hasta los 200 kW de potencia en los Supercargadores V3, mientras que en los Supercargadores V2 se quedan en 145 kW. Esto mejora un 50% la rapidez a la hora de recuperar carga en un Supercharger. Estos modelos no llegan a los 250 kW que alcanza el Model 3, debido a que todavía usan las baterías antiguas.
Tesla ha desarrollado un nuevo sistema de suspensión neumática adaptativa que mejora el confort, pero a la vez ofrece una mejor respuesta en conducción dinámica. También mejora la aerodinámica al ir adaptando la altura según la velocidad. Estas nuevas suspensiones irán mejorando su calibración con el tiempo mediante actualizaciones OTA.
Otros cambios menores para mejorar la autonomía y el placer de conducción son: unos nuevos rodamientos en los ejes, nuevas llantas más aerodinámicas, y neumáticos con mejor agarre y baja resistencia a la rodadura.


siguenos en Twitter siguenos en facebook